Cundinamarca fortalece su sistema de gestión del riesgo para enfrentar El Niño

  • Gobierno departamental adelantará acciones de recuperación de ecosistemas afectados por incendio forestales

(Cundinamarca, 9 de febrero de 2024). La Unidad Departamental para la Gestión del Riesgo y Desastre, Udgrd y la Secretaría de Ambiente, presentaron ante la Asamblea Departamental un balance de las acciones realizadas y de los impactos de los incendios forestales. Los entes gubernamentales destacaron ante la Duma departamental la promoción de acciones de intervención, recuperación y restauración de los ecosistemas y de la fauna que resultaron afectados.

La Directora de la Unidad para la Gestión del Riesgo, Natalia Gómez Díaz, destacó que en desarrollo de las afectaciones producidas por los incendios y el fenómeno de El Niño se tomaron las medidas requeridas, tales como la definición de lineamientos de atención; la instalación, a partir de enero, del Puesto de Mando unificado (PMU) y la declaración de Calamidad Pública. Lo anterior, con el fin de consolidar y avanzar en el plan de acción específico en materia de prevención, atención y mitigación.

“En enero pasado se registraron 215 incendios forestales que afectaron 1.500 hectáreas en 68 municipios. A lo que se suma, que a causa de las lluvias de febrero se registraron siete inundaciones en Sopó, Tocaima y Soacha, así como desabastecimiento de agua en 48 municipios.”, dio a conocer la directora de la Udgrd.

Se destaca que el Gobierno Departamental con apoyo del Gobierno Nacional y los organismos de atención y socorro, atendieron las afectaciones e impactos y, de manera adicional, suscribieron convenios con la CAR y Corpoguavio y han promovido el fortalecimiento de grupos operativos con el alquiler de helicópteros y de carrotanques, ha garantizado el suministro de agua para para la atención de los incendios.

Diego Cárdenas, Secretario departamental del Ambiente, afirmó que se impulsarán acciones concretas de intervención, recuperación y restauración de ecosistemas afectados, con plena participación institucional, social y comunitaria que permita brindar atención a la fauna que ha salido de estos ecosistemas.

 

Seleccione esta opción como atajo para volver al inicio de esta página.